Archivo del sitio

Beneficios del pescado azul y blanco en nuestra alimentación.

Pescado_TINIMA20120418_0118_18

Cualquiera de las dos opciones debe estar presentes en nuestra dieta diaria. La principal diferencia entre pescado blanco y azul es su contenido en grasas.

El pescado azul presenta un aporte graso y calórico más elevado, pero es también imprescindible porque nos aporta ácidos grasos insaturados, buenos para el corazón. El pescado blanco no supera el 5% de su composición, lo que hace que contengan solamente unas 80 calorías por cada 100 gramos. El azul presenta, por lo general, entre un 8 y un 15% de grasa, por lo que 100 gramos contienen entre 120 y 200 calorías.

Los pescados más ricos en grasas nos suelen aportar más cantidad de nutrientes.

Podemos observar que si se reduce el porcentaje de grasa, también se disminuye notablemente el contenido en ácidos grasos poliinsaturados y monoinsaturados, por lo tanto, no disponemos de los omega 3 en grandes proporciones.

Pescados blancos: Merluza, Bacalao, Lenguado, Lubina, Rape, Gallo, Cabracho, Mero, etc.

Pescados azules: Anchoa, Atún, Sardina, Salmón, Caballa, etc.

Entre las especies que más concentran elementos tóxicos, encontramos los pescados de mayor tamaño como el pez espada o el atún, ambos azules. Estos absorben los componentes químicos de las especies más pequeñas, por eso presentan un mayor indice contaminante. El elemento tóxico más común que podemos encontrar en estas especies es el mercurio.

Para terminar queremos recalcar que conocer las diferencias entre pescado blanco y azul es importante para no caer en extremos. Llevar una alimentación equilibrada sabiendo combinar adecuadamente el consumo de estas especies puede colaborar a que tengamos un corazón más fuerte y un peso adecuado.

Infórmate sobre nuestros planes de alimentación personalizados Greendiet en nuestra web oficial www.alnafit.com

Anuncios

Grelina “La hormona del hambre” / Ghrelin “Hunger Hormone”

Atracon-comida_TINIMA20130425_0217_18

ESPAÑOL

Seguro que más de una vez habéis querido controlar esas ganas incontrolables de devorar la nevera. La causante de esa sensación es la hormona grelina. El efecto que tiene sobre nuestro organismo es inmediato, siendo la que delimita nuestro apetito y apareciendo altas concentraciones de la misma cuando llega la hora de comer y nos entra hambre.

La grelina es una hormona que segrega el aparato digestivo. Su funcionamiento habitual es el de predisponer los diferentes órganos del aparato digestivo para la digestión de los alimentos, y es que al comer se segrega para hacer la digestión. Otra de sus funciones es la de despertar el apetito cuando pasamos largos periodos de hambre, entonces el organismo segrega esta hormona, ya que al llevar tiempo sin ingerir alimentos nuestro cuerpo necesita nutrientes, y por ello se activan diferentes mecanismos como la segregación de esta sustancia.

En personas más delgadas que llevan a cabo dietas de adelgazamiento se ha detectado mayores niveles de esta hormona, debido a que el hambre que pasan es mayor, mientras que curiosamente en personas con sobrepeso se han detectado niveles más bajos de grelina.

Es fundamental mantener los niveles de esta hormona en parámetros normales, para ello os recomendamos no pasar largos periodos de tiempo sin ingerir alimentos. Lo ideal es repartir las comidas en varias a lo largo del día, de modo que consumamos alimentos cada tres o cuatro horas.

Lo mismo pasa cuando perdemos peso de manera rápida y radical haciendo lo que se denomina como “dieta milagro”, ya que durante ese periodo de tiempo el organismo segregará más cantidades de esta hormona obligándonos a caer más tarde o temprano en los excesos antes mencionados. Una alimentación sana y equilibrada nos ayudará a controlar el peso en todo momento y evitará que tengamos esas subidas y bajadas de peso tan bruscas.

Conoce nuestros planes de alimentación Greendiet, visitando nuestra web oficial www.alnafit.com

ENGLISH

Surely more than once you wanted to control those uncontrollable desire to devour the fridge. The cause of that uncontrollable feeling is the hormone Ghrelin. The effect it has on our body is immediate, being which controls our appetite and emerging high concentrations of this substance when we get hungry.

Ghrelin is a hormone secreted by the digestive system. Its usual functioning is to prepare the different organs of the digestive system for the digestion of food. Another function of this hormone is to whet the appetite when we spent long periods without eating.

In thinner people who perform strict diets has detected higher levels of this hormone. Curiously people who are overweight have lower levels of gherlin

It is important to maintain the levels of this hormone in normal parameters, for this we recommend not spend long periods of time without eating. The right thing is to split into several meals throughout the day, so we have to consume food every three or four hours.

The same happens when we lose weight quickly doing what we know as “miracle diets”, because during that period of time the body secretes more amounts of this hormone forcing us to fall into excesses. A healthy and balanced diet help us with weight control and also prevent those ups and downs of weight.

We invite you to visit our website http://www.alnafit.com